Seamos como las gaviotas bajo la tormenta

Jeremías Martorell

SEAMOS COMO LAS GAVIOTAS BAJO LA TORMENTA

SEAMOS COMO LAS GAVIOTAS BAJO LA TORMENTA

En diciembre del año 2019, Jeremías Martorell, acompañado de su gran amigo Marco, se encontraba realizando un video en la bella ciudad de Tulum, en México. Habían escogido ese lugar porque necesitaban silencio total para grabar un video que no tiene nada que ver con lo que al final terminaron grabando.


El hecho es que, de manera súbita, se precipitó una tormenta en el lugar que habían dispuesto para grabar el video, y literalmente quedaron bajo la lluvia. Fiel a su instinto de resiliencia y a su hábito de ver oportunidades donde otros verían problemas, Jeremías Martorell tomó la decisión de no desperdiciar el tiempo o quedarse con la anécdota y se dispuso a grabar esta experiencia. El resultado fue un mensaje oportuno para el mundo, la vida y los negocios, en el que, el instinto de resiliencia triunfó.


Al hacerlo, Jeremías Martorell y su amigo Marco pudieron ver cómo las gaviotas, en medio de la tormenta que se formó en la ciudad de Tulum-México, buscaban a los peces en la superficie, convirtiendo un problema (la tormenta) en una oportunidad.


En ocasiones, las tormentas o momentos difíciles desajustan a los nuevos emprendimientos, inclusive a quienes cuentan con un consolidado negocio que al llegar una tormenta los mueve y no se levantan. Ahí está el gran mensaje de las gaviotas, seamos como ellas, que ven más allá de sus ojos para lograr su cometido. Rendirse es una opción, levantarse es obligatorio.


Jeremías Martorell, logró grabar un video diferente al que tenían planificado. Ahora, imagínense si Jeremías Martorell, al ver la tormenta, hubiese decidido ir al hotel. Se hubiera perdido esta gran lección de vida.


Jeremías Martorell, pudo observar lo que hacen las gaviotas en un mundo lleno de excusas y donde la frase más pronunciada es “no tengo tiempo”. Si dependiéramos del tiempo, no se haría nada, quienes han logrado importantes resultados lo han hecho precisamente por tener tiempo para los emprendimientos y metas en mente, quizás no tiempo de sobra, pero sí lo suficiente para hacer realidad sus sueños.


Nada en la vida es fácil, para cumplir los sueños es necesario sacrificar cosas. Hay quienes sacrifican el tiempo libre, otros sacrifican oportunidades de mejores ingresos o la cercanía de sus seres queridos, y se atreven a dejar su zona de confort. Quién no lo hace, está propenso a vivir solo con quimeras inconclusas que serán vacíos en el alma que muchas veces impedirán conciliar el sueño. El mensaje es muy claro, seamos como las gaviotas bajo la tormenta.


Una de las reflexiones que Jeremías Martorell extrae del video, es cómo las gaviotas ven oportunidades en medio de la tormenta. Al final fue muy positivo para él haber vivido aquella experiencia y haber grabado ese video, y seguramente le ayudará en futuros emprendimientos.


Quienes conocen a Jeremías Martorell saben muy bien que siempre busca lo positivo de cualquier situación, es un apasionado del emprendimiento y de dar ideas a los emprendedores sobre dónde y cómo invertir. Así que ¡Seamos como gaviotas!


El video con los pormenores lo pueden ver a través del siguiente enlace
×

¡Hola!

Haga clic en uno de nuestros representantes a continuación para chatear en WhatsApp o envíenos un correo electrónico a info@jeremiasmartorell.com

× ¿En qué le podemos ayudar?